¿Cómo Puedo Saber Si Mi Hijo Tiene Miopía?

¡Compartir nos ayuda a todos!

¿Cómo puedo saber si mi hijo tiene miopía si es frecuente que los niños no sean conscientes que no ven bien? 

A continuación, hablaremos de cuáles son los síntomas de la miopía, qué causa la miopía en niños y cómo se desarrolla este defecto visual con la intención de conocer aspectos sobre la miopía infantil y ayudarnos con la cuestión que nos preocupa: cómo puedo saber si mi hijo tiene miopía.

Es importante la detección precoz de cualquier alteración visual en los primeros años de vida de nuestros hijos para poder tratarlo cuanto antes. Por ello, recomendamos realizar revisiones visuales de forma periódica.

¿Cómo puedo saber si mi hijo tiene miopía?

Hay algunos síntomas que pueden ayudarnos a detectar la miopía, por ejemplo si nuestro hijo entrecierra los ojos, parpadea muy fuerte, se frota demasiado los ojos, se tapa un ojo, le cuesta reconocer objetos que están lejos, se acerca demasiado a los objetos, le duele la cabeza habitualmente o tiene problemas escolares y al leer.

Si nuestro hijo o su profesor nos indica que no ve bien la pizarra desde su pupitre, notamos como se acerca demasiado los libros al leer o a la hora de hacer los deberes, se sienta cerca de la televisión a la hora de ver su serie o dibujos favoritos, su rendimiento escolar o deportivo ha empeorado o carece de interés.

El principal síntoma de la miopía es la visión borrosa de los objetos que se encuentran a una distancia lejana.

Causas de la miopía en niños

¿Qué causa la miopía en niños?

Aunque los niños cuyos padres sufren de miopía, tienen más probabilidad de también ser miopes, no es un hecho absoluto y todavía, no está enteramente claro, qué causa la miopía. 

Hay expertos que consideran que existe una relación con nuestro estilo de vida moderno. Donde prevalecen los trabajos a corta distancia, en lugares interiores (en ocasiones sin una luz adecuada) y largas horas tras ordenadores y otros dispositivos electrónicos.

Otros defectos visuales como la ambliopía, el estrabismo o las cataratas pueden causar miopía, al no permitir al ojo ver nítidamente. 

Desarrollo de la miopía en niños

¿Cómo se desarrolla la miopía?

La miopía es una ametropía, un defecto refractivo y un problema visual frecuente, donde el ojo del niño tiene un tamaño más grande de lo normal.

También puede desarrollarse la miopía cuando la córnea es demasiado curva. Y este hecho le repercute negativamente al niño a la hora de ver objetos lejanos.

Es normal que la miopía aumente durante la adolescencia para después empezar a estabilizarse al entrar en la veintena. 

El desarrollo de la miopía comienza al aumentar la demanda visual, la cual se asocia, según la evidencia científica, al nivel de escolarización y las actividades que tienen lugar de cerca tales como leer o escribir.

A partir de primaria, los niños tienen más tareas que realizan en visión de cerca y pasan más tiempo en el interior del aula. 

Y este hecho, se incrementa aún más en la secundaria, cuando los adolescentes aumentan su carga académica, tienen menos tiempo para actividades extraescolares al aire libre, además de asociarse con un mayor uso (y excesivo) de las nuevas tecnologías.

La miopía está determinada por la genética y el entorno del niño. 

El incremento de la incidencia de la miopía en los últimos tiempos, se relaciona con los cambios ocurridos en el comportamiento de los niños: el escaso tiempo que pasan realizando actividades al aire libre a la luz del día y el incremento de las horas frente a las pantallas de sus dispositivos electrónicos.